“El monstruo de colores”, Anna Llenas

“El monstruo de colores”, Anna Llenas

El monstruo de colores” de Anna Llenas es un cuento que se ha convertido en un imprescindible en cualquier habitación infantil, librería, biblioteca o escuela. Es un libro perfecto para empezar a hablar de las emociones con nuestras criaturas. Es una fácil y divertida forma de comenzar a desarrollar su inteligencia emocional.

Emociones

En “El monstruo de colores”, nuestro monstruo se ha hecho un lío con las emociones y no sabe muy bien dónde colocarlas. Poco a poco, con la ayuda de su amiga, irán identificando cada una de ellas. Esta confusión de sentimientos es fundamental trabajarla para no tener conflictos emocionales en el futuro. Esto les ayudará tanto a ellxs como a las personas de su alrededor.

Es una bonita forma de empezar a tocar temas más emocionales y poner nombre a sentimientos que, muchas veces, a nosotrxs mismxs nos cuesta definir. “El monstruo de colores” explica de una forma sencilla emociones como la alegría, la tristeza, la calma o el miedo que, con ejemplos fáciles y una asociación por colores, hace que se puedan identificar fácilmente.

Además, la autora, Anna Llenas, diseñadora e ilustradora, consigue un libro visualmente muy atractivo, tanto para las criaturas como para nosotras, con una mezcla entre ilustración y collage, que lo hace aún más interesante.

Varios cuentos, misma historia

Otra de las cosas que me gusta mucho de este cuento, es que tiene varias versiones, que dependiendo de la edad de nuestra criatura, nuestros intereses o la continuidad que queramos dar al trabajo de estas emociones.

Por un lado, está el cuento original “El monstruo de colores”, que también tiene una versión con las páginas en cartón para los más peques. Por otro lado, tenemos las versiones para colorear y la versión pop-up (según pasas la página los personajes salen del cuento). Y por último, tiene también “El monstruo de colores va al cole”.

Recursos gratis

Además, otra cosa muy muy interesante es que la autora, Anna Llenas, nos ofrece en su página web un montón de recursos gratuitos para poder continuar trabajando las emociones desde casa. Ella nos aporta 4 recursos gratis:

  • Botes con emociones. Es una especie de juego vivencial del cuento. La autora nos propone coger 5 botes y lana de 5 colores (amarillo, azul, verde, negro y rojo). A cada bote le pondremos una etiqueta con el nombre de las 5 emociones (alegría, tristeza, calma, miedo y enfado) y separaremos los colores de las lanas en cada bote, según corresponda con su sentimiento.
  • Fotocopias emociones. En esta ocasión, Anna Llenas nos sugiere hacer unas fotocopias en blanco y negro de diferentes estados de ánimo del monstruo (y que ella misma presta como recurso para imprimir) y coger lápices de colores para que las criaturas coloreen cada monstruo según su estado de ánimo.
  • Fotocopias neutras. Esta es quizá una actividad más compleja o para un poco más mayores. Se trata de darles a las criaturas fotocopias del monstruo con expresiones más neutras y, sin explicarles demasiado, darles los lápices de colores para que coloreen al monstruo según el estado de ánimo que creen que tienen. Es una forma de dar visibilidad a las propias emociones de las criaturas.
  • Máscaras de emociones. En este último recurso, la autora propone unas máscaras de la cara del monstruo para que podamos colorear del color que pensemos que se siente el monstruo… o nosotras?

Finalmente comparte también desde su web diferentes actividades que los lectores han ido haciendo para trabajar las emociones. A través de la red social Pinterest, nos muestra una serie de fotos con trabajos que ha ido haciendo la gente sobre el cuento y la identificación de las emociones.

En definitiva, creo que si aún no tienes este cuento en tu librería de casa, sin duda, es una gran ocasión para decidirte, ¿os es que tienes dudas con tus emociones?

Deja un comentario